Adbox

Testigo de Jehová demandó a España por obligarla a recibir sangre: Le salvaron la vida


Rosa Edelmira Pindo Mulla, ecuatoriana con residencia en España y testigo de Jehová, ha llevado su causa hasta el Tribunal de Estrasburgo. Considera que la transfusión que recibió en un hospital de Madrid fue contra su voluntad y que fueron violados sus derechos a la intimidad y libertad religiosa.

Así, el Tribunal de Estrasburgo celebró la mañana del 10 de enero, una audiencia especial para examinar la denuncia cuyos hechos se remontan al 6 de junio de 2018, cuando esta mujer ingresó en el hospital de Soria, su ciudad de residencia, para una operación, pero al día siguiente a causa de una hemorragia fue trasladada al de La Paz, en Madrid.

Al ser informados de que era testigo de Jehová, los anestesistas contactaron con el juez de guardia que, sin conocer ni la identidad de la paciente ni sus voluntades precisas, autorizó cualquier intervención que fuera necesaria para salvarle la vida.

Pindo sufrió una intervención durante la que se le hizo una transfusión y eso sin haberle informado de la directiva judicial, según los sanitarios porque su estado no lo permitía.

Eso le llevó a querellarse ante la Justicia española y el proceso acabó ante el Tribunal Constitucional, que declaró inadmisible su recurso de amparo. Por eso acudió en marzo de 2020 al Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

Según el abogado de Pindo, Petr Muzny, el objetivo es demostrar que su clienta «no sólo había formalizado de forma clara e inequívoca su rechazo total a cualquier transfusión de sangre o de sus diferentes componentes por razones religiosas, sino también la cuestión de la posible necesidad de ese tratamiento».

Antes de la audiencia, Muzny explicó que desde su conversión a los testigos de Jehová en 2001, su clienta había redactado un documento, que siempre llevaba consigo, en el que rechazaba cualquier transfusión «incluso si los sanitarios sintieran que era necesaria para salvar su vida».

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos dictaminará en unos meses aunque, según el letrado, su clienta «quiere que su penosa experiencia sirva como precedente para que ningún paciente competente en Europa tenga que enfrentarse a la fuerza a un tratamiento contra el que se ha manifestado tanto de forma oral como escrita».

En relación a los testigos de Jehová y la polémica que envuelve a esta organización religiosa, una jueza emitió una segunda sentencia que avala, bajo el paraguas de la libertad de expresión, las críticas vertidas desde la Asociación Española de Víctimas de los Testigos de Jehová hacia la confesión religiosa, en este caso por parte de uno de sus vocales, que se refiere a ella como «secta extremista y destructiva».

En la sentencia, la jueza Raquel Chacón, titular del Juzgado de Primera Instancia número 6 de Torrejón de Ardoz, se pronuncia en el mismo sentido en el que ya lo hizo en una resolución publicada el pasado mes de diciembre, que fue celebrada como «histórica» por parte de las víctimas.

Cactus24 

Compartir en Google Plus

About radiomonta3

0 comentarios:

Publicar un comentario